sábado, 24 de enero de 2009

Señor Sol, por favor, ¡venga de una vez!

Hola amigos:

hoy voy a ser bastante breve, porque con el día que hace lo único que me apetece es estar hecha un ovillito... Yo no sé dónde nos han traído las Mamis a vivir, pero aquí no hay quien se aclare con el tiempo: un día hace sol, otro día diluvia, al otro nieva y nieva y nieva, después hace mucho frío, luego vuelve a hacer calorcito... De verdad que no hay perro que se aclare...

La semana pasada aquí hizo mucho frío, pero mucho mucho. La Mami casi me tenía que sacar en brazos al patio porque una servidora no quería quitarse de delante de la chimenea. Y ayer, que parecía que hacía mejor temperatura (al menos ya no nos encontramos la escalera llena de hielo), de repente empezó a soplar el viento, y venga a soplar y soplar... ¡Vamos, que yo creía que nos llevaba volando!
Nuestra caseta del patio ha amanecido varios metros más allá de donde estaba, y dada la vuelta. También se ha caído una de las sillas del patio, y el plástico ese que le han puesto las Mamis a la leña para que no se moje. Está todo hecho un desastre. A nosotros nos da un poco de susto salir así a la calle, porque el viento no sólo tira y mueve cosas sino que hace un ruido muy feo... Fijaos cómo será, que incluso Hamlet sale como asustado al patio, con lo que le va a él la juerga...
La Mami nos ha dicho que estos días de tanto viento no vamos a salir a pasear, porque le da miedo que nos caiga algo encima. Por lo visto, el viento este se entretiene haciendo puntería lanzando cosas a la gente que va por la calle... Menudo gracioso... Bueno, la verdad es que a mí tampoco me preocupa demasiado no salir estos días, mientras pueda seguir teniendo mi alfombrita, mi hueso y mi chimenea, jejeje.
Os enseño mi hueso, que es mío y sólo mío, aunque el enano a veces hace intención de quitármelo, grrrr:

En fin, que yo espero que el tiempo mejore pronto, porque a mí lo que me gusta es poder salir al patio a tumbarme al sol, y quedarme así horas y horas. Voy alternando los sitios de sol y sombra, porque tampoco es plan de que me dé una insolación...; pero en cuanto asoma un rayo de sol, ahí estoy yo lista para pillarlo.

A Hamlet también le gusta esto de tumbarse al sol, pero como es más inquieto que yo, pues se levanta cada poco a ladrar a algún perro que oye, o a ver si alguien se acerca a la puerta. Yo no: yo sólo me levanto si es im-pres-cin-di-ble; bueno, y también cuando estoy dormida profundamente y me despierta el enano ladrando como un descosido, que entonces ya también me levanto ladrando por si hay alguien que se ha acercado a la puerta. Pero en cuanto veo que era una falsa alarma, me vuelvo a mi rinconcito soleado, jejeje.

Os voy a enseñar cuál es mi sitio favorito para tomar el sol, aunque La Otra Mami no esté muy de acuerdo; por lo visto, ahí es donde ella quiere plantar no sé qué cosas, que le puso una vallita y todo para que no se lo tocáramos... Pero es que ella tiene que entender que ese es MI sitio favorito, y a una perra taaaaan guapa como a mí no se le puede negar nada.... (y si no, pues nada, ya tomo yo posesión "extraoficial" del sitio, jejeje). Este es mi rincón favorito:


Bueno, pues os dejo ya, que estoy empezando a sentir así como frío por las patitas....
Muchos lametones a todos, y ¡¡cuidado con el viento, que no trae nada bueno!!








6 comentarios:

Nube y Shining dijo...

Hola Bibi! si te sirve de consuelo aqui estamos igual... no sale el sol ni a la de tres!

Dark dijo...

Bibi a mi tambien les cuesta muuuuuuuchos esfuerzos sacarme de delante la estufilla o de dentro de la cama,que con las rasca que pega no entienden que no quiero sacar los bigotes fueraaaaaa gr!.
A ver si empieza a dejarse ver más el sol y nos da calorcillo!.
Un abrazote hermanos y taparos bien eh?

Anónimo dijo...

Pero... Bibi! De qué excavación arqueológica te ha sacado tu mami ese fémur!!

Una de tus tías.

laura "la mama de la vivi" dijo...

oñes ¡¡ ese hueso debe ser de Tutanjamón, por lo rico que parece.

lametones

Mª Antonia dijo...

Hola Bibi!lo primero decirte que estás cada día MAS GUAPA, y era difícil de verdad. Cuando te veo así, tumbada en tu rincón, tan feliz, no puedo evitar acordarme de una perrilla rubia que me robó el corazón el primer día que fuí al Ciaam y me ladró a trvés de la reja. Cuando me volví y te miré a los ojos, ví todo el miedo concentrado en tu mirada. Me dije que una perra tan guapa y que me recordaba tanto a Rigodon (de Anaa, aunque los compis decían que no te parcías tanto) no podía seguir con tanto miedo y decidí que seríamos amigas. Y lo fuimos, y lo seremos siempre. Si algún día nos encontramos por la calle sé que me vas a reconocer. No tengo tan claro que te reconozca yo, porque has cambiado muchísimo, para bien, desde luego. Y esa expresión de miedo que tenías cuando te conocí, se ha convertido en una mirada tranquila. De PERRA FELIZ. Me alegro tanto por tí... Al final has conseguido lo que te mereces: 2 mamis maravillosas. No hay más que ver tus fotos, para ver como te cuidan y te quieren. Y estoy totalmente segura, que se sienten compensadas cuando les agradeces cualquier gesto con esos ojos que tienes. ¿Te acuerdas cuando te decía que tenías una de las miradas más dulces que había visto en un peludo? Pregúntales a tus mamis si no es verdad. Me parece mentira, ahora, cuando recuerdo la primera vez que te sacamos de la jaula. Con ALEVOSÍA Y NOCTURNIDAD, porque te daban miedo los ladridos de los compis de las jaulas vecinas. Con solo un poquito de paciencia y mucho cariño (tú sabes cuanto te queríamos tanto Miguel como yo, y no quiero olvidarme de Juan, que era tu tito "prefe") Bueno cariño, nos alegramos muchísimo de verte con familia y tan feliz. Dá las gracias a tus mamis, son fabulosas y lametón muy grande a tu hermano Hamlet, al que no tenemos el gusto de conocer, pero tambien creo que es maravilloso como todos los peludos. Me encantaría volver a darte los achuchones a los que te tenía acostumbrada, y recibir esos lametones y sentir tu cabecita apoyada en mí. Pero sé que ahora tienes todo eso en abundancia, así que ¡disfrutalo! y acuérdate de vez en cuando de la "tita Toñi", ella se cuerda de tí, cada día. Que seas siempre igual de feliz, tesoro!!

Ángeles dijo...

Hola Mª Antonia:
entonces, ¿tú conoces a Bibi de su etapa en el CIAAM? Es increíble, justo llevo varios días pensando en preguntar en ANAA si tenían fotos o información de ella cuando estuvo allí... Esto debe de ser algún tipo de conexión mental!
Oye, pues de verdad que si algún día quieres ver a Bibi, no hay ningún problema, al revés, esteremos encantadas. Ahora la gordi vive en la Sierra, jeje, pero podríamos quedar en otro sitio si te viene bien.
De verdad que si te apetece, sólo tienes que decirlo; en el blog tienes mi dirección de correo, por si quieres escribir.
Besos, y gracias por el comentario; me ha encantado.